Banco de Sangre de Servicios Mutuos

Banco de Sangre de Servicios Mutuos

Cuando la Cruz Roja Americana cerró sus operaciones de donación de sangre en Puerto Rico en el 2013, un gran vacío quedó dentro de la comunidad de servicios médicos en la isla. El Banco de Sangre de Servicios Mutuos apareció para llenar ese vacío.

En el 2014, a petición de su cliente, Álvarez-Díaz y Villalón diseñó y desarrolló unas nuevas facilidades de 30,000 pies cuadrados que serviría como un marcador visual del compromiso a largo plazo del hospital con Puerto Rico y su gente.

El equipo de diseño de AD & V sabía que querían crear un espacio positivo tanto para los pacientes como para los donantes y forjar una nueva imagen libre de las connotaciones oscuras y negativas que han caracterizado este tipo de facilidades en el pasado. Siguiendo el ejemplo de la industria hotelera, recomendaron una apariencia semejante a la experiencia en un spa – limpio, contemporáneo, y alentador.

Al centro del diseño está el icónico símbolo del corazón.   El corazón como tal está ligeramente inclinado hacia la izquierda, en consonancia tanto con la fisiología humana y la intención dinámica del diseño. Aunque el símbolo de un corazón podría ser considerado por algunos como un cliché, el equipo de diseño sentía que, en este caso, el poder de lo obvio trabajaría a su favor: ayudando a poner el negocio de la donación de sangre en un contexto más acogedor, juguetón, y casi infantil. En adición, más allá de su significado literal y biológico, el corazón simboliza el amor, la compasión, la caridad y generosidad – asociaciones emocionales que el equipo consideró eran significativas para la marca y el nuevo edificio.

Con el “corazón en mano”, la gerencia espera que su nueva sede envíe un mensaje de agradecimiento a los miles de donantes que, literalmente, dan de sí mismos día tras día – con el fin de salvar las vidas de los demás.

UbicaciónSan Juan, Puerto Rico